Cuando el VERANO se acerca tu ESTÓMAGO tiembla

Todos los años Dietistas-Nutricionistas y otros/as profesionales sanitarios/as nos echamos las manos a la cabeza cuando llega la conocida “OPERACIÓN BIKINI” con su DEPORTE EXTREMO y sus DIETAS ESTRICTAS.

Muchas personas piensan que sometiéndose a un CAMBIO DE HÁBITOS EXPRÉS pueden conseguir los resultados deseados. Y lo peor es que a veces lo consiguen, pero ¿a qué precio? ¿Realmente te compensa hacer cualquier BURRADA si eso supone DAÑAR seriamente tu salud? ¿Tan importante es convertirte en el MANIQUÍ que marca la sociedad? ¿O quizás sea más interesante ser TU MEJOR VERSIÓN sin más?

La triste realidad se basa en una simple palabra: INSEGURIDAD

Cuando una persona se siente insegura con un aspecto en concreto, como en este caso su FÍSICO, piensa que sólo si lo cambia podrá superar este problema. Sin embargo, cuando se tiene un problema pocas veces dependerá de un sólo factor y por tanto, aunque logre modificar su FÍSICO, seguirá teniendo INSEGURIDAD pues, se habrá dejado factores sin resolver.  De ahí la importancia de contar con un equipo multidisciplinar.

Y toda esta situación termina suponiendo un obstáculo para llevar a cabo una actividad tan NATURAL como es LIGAR. Sí, no lo leas más veces, pone LIGAR. De hecho, muchísimas personas piensan que si no tienen un FÍSICO regido por los cánones de belleza actuales poco tienen que hacer, cuando para LIGAR lo único que necesitas es CONECTAR  con la otra persona y nada más. Da igual tu aspecto FÍSICO, porque lo que realmente hace que tengas FEELING con la otra persona es tu ACTITUD y el atractivo de tu envoltorio no depende de ti, porque la belleza está en los ojos del que mira 😉

De manera que “Cuando el VERANO se acerca tu ESTÓMAGO tiembla” porque te entra la neura del cambio exprés y, al final, la vía rápida te puede dejar secuelas a largo plazo. Así que si no estás agusto con tu FÍSICO te invito a que ignores el camino rápido y te dejes asesorar por profesionales especializados en la materia que en este caso serían Dietistas-Nutricionistas, Entrenadores/as Personales o Monitores con formación reglada y Psicólogos/as, y con este EQUIPAZO lograrás un cambio VIABLE para TODA LA VIDA que hará a tu ESTÓMAGO sonreír en vez de temblar 🙂

Anuncios

¿Y si cada PROFESIONAL se DEDICA a lo que le TOCA?

Antiguamente existían profesiones ejercidas en exclusiva por PROFESIONALES que se habían FORMADO en esa materia.

Por ejemplo: si necesitabas zapatos, ibas al ZAPATERO;  si se te rompía un grifo, ibas al FONTANERO; si querías un mueble, ibas al CARPINTERO; o si te dolía algo, ibas al MÉDICO. Sin embargo, hoy en día la situación es muy distinta. Parece ser que todos/as sabemos de todo aunque no tengamos NINGUNA formación sobre la materia. De manera que si necesitamos cualquier cosa, cualquier persona “nos puede ayudar”.

¿Crees que estoy exagerando? Pues, te invito a dar una paseo:

  • Vas por la calle y no ves una zapatería, sino una tienda donde se venden zapatos, ropa y complementos.
  • No vas al CARPINTERO porque es mejor montar tus propios muebles y así te sale más barato.
  • No vas a el/la ENTRENADOR/A PERSONAL ni a el/la DIETISTA-NUTRICIONISTA porque ya tienes un/a coach que te está ayudando con tu entrenamiento y tu dieta, aunque dicho “profesional” NO esté graduado ni en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte ni en Nutrición Humana y Dietética.
  • Eres periodista, pero no presentas un programa porque han contratado a uno/a de Gran Hermano o de Mujeres y Hombres y Viceversa, aunque en la mayoría de los casos, su titulación de mayor nivel sea la E.S.O.

Y esto no queda aquí, no sólo se ofrencen y contratan “PROFESIONALES” sin formación en la materia requerida, sino que se olvida DERIVAR en los/as que si la tienen:

  • Cuando tu MÉDICO te dice que tienes varias alergias e intolerancias y no te habla de la importancia de visitar a uno/a DIETISTA-NUTRICIONISTA, NO ESTÁ DERIVANDO.
  • Cuando el/la ENFERMERO/A que lleva tus pruebas del Sintrom (Acenocumarol: Anticoagulante) no te habla de la importancia de visitar al DIETISTA-NUTRICIONISTA, NO ESTÁ DERIVANDO.
  • Cuando tu DIETISTA-NUTRICIONISTA, ve claramente que necesitas visitar a un/a PSICÓLOGO/A y no te lo dice, NO ESTÁ DERIVANDO.
  • Cuando tu PSICÓLOGO/A, piensa que puede ayudarte a bajar de peso sin contar la figura del/la DIETISTA-NUTRICIONISTA, NO ESTÁ DERIVANDO.

Entonces, me pregunto: ¿Y si cada PROFESIONAL se DEDICA a lo que le TOCA? ¿Y si DEJAMOS ejercer a aquellas personas que REALMENTE están PREPARADAS para hacer bien su trabajo? Bajo mi punto vista, sería mucho más fácil que se respetasen las distintas profesiones, se apoyasen a los/las verdaderos profesionales y hubiese mayor empatía entre profesionales de distintas especialidades.

Por tanto, aunque tengas LIBERTAD para acudir a el/la CHAPUCERO/A que te pille más cerca, recuerda que puede ser más barato, pero nunca será más eficaz que un/a profesional cualificado y de la misma forma, si eres un/a profesional y no DERIVAS, jamás podrás ofrecer el tratamiento que merece tu paciente/cliente.

 

¿Qué pasa si tu VIDA SOCIAL y tu DIETA son ENEMIGOS ÍNTIMOS?

El mayor PLACER de la vida, en la mayoría de los casos, es compartir momentos de OCIO con la gente que quieres (tu familia, tus amigos/as o tu pareja). ¿Y en torno a qué giran todas esas REUNIONES? Seguro que te haces una idea 🙂 ¡Exacto!, la COMIDA es el centro de todos o casi todos tus encuentros.

Generación tras generación, hemos sido educados/as para ser felices y hacer todo lo posible para que las personas de nuestro entorno también lo sean. Ese afán por COMPLACER a seres queridos nos lleva en multitud de ocasiones a AGASAJARLES con COMIDA y BEBIDA a modo de banquete en cualquiera de las reuniones que deseemos celebrar. Y en la mayoría de los casos por SATISFACERLES no se suelen ofrecer las mejores opciones.

  • Estos son algunos ejemplos:

Vienen unos/as amigos/as a casa y lo primero que piensas es: “No tengo cervezas, ni refrescos ni embutido ni patatas fritas de bolsa, ¡Qué vergüenza!, ¿Qué les pongo ahora?

Vas a visitar a un familiar que se ha operado y ya está en casa: “¡Le voy a llevar unos pasteles para que se alegre!”

Te vas de fin de semana con unos/as amigos/as: “¡Vamos a comprar todos los tipos de salsas que nos gusten para la barbacoa, patatas fritas de bolsa, refrescos y muchas chucherías!”

Es el Día de San Valentín: “¡Voy a comprarle una caja de bombones como todos los años que sé que le gustan!”

Pero, ¿y si llevas una VIDA SANA?, ¿Sería COMPATIBLE en estas situaciones? o ¿tendrías que elegir entre una VIDA SALUDABLE y una VIDA SOCIAL?; “¿Qué pasa si tu VIDA SOCIAL y tu DIETA son ENEMIGOS ÍNTIMOS?

  • Pues, así sería si mezclamos SALUD y OCIO:

Vienen unos/as amigos/as a casa y lo primero que piensas es: “Les voy a sacar una crudités de verduras (verdura cruda troceada en palitos como zanahoria, pepino, calabacín, pimiento, etc.) con humus, unos pinchos de frutas y agua fresquita, ¡Van a flipar!” 

Vas a visitar a un familiar que se ha operado y ya está en casa: “¡Le voy a llevar una cesta de frutas con tanta variedad de color que seguro que le da alegría verla!”

Te vas de fin de semana con unos/as amigos/as: “¿Compramos verduras y así probamos platos nuevos?”

Es el Día de San Valentín: “¡Voy a sorprenderle/la con unas flores y una cena gourmet!” 

El PROBLEMA no es la falta de opciones sino el MIEDO al RECHAZO que pueda mostrar nuestro entorno. Puede que al leer la segunda versión hayas pensado: “¡Si hombre, le voy a poner yo eso a mis amigos/as!“; “¡Anda ya, le voy a regalar yo eso a un/a enfermo/a, ya bastante tiene con lo suyo!“; “¡Para una vez que nos juntamos, vamos a comer todo lo que se nos antoje!” o “¡mejor no, yo voy a lo seguro!“; sin embargo, puedo decirte que tu VIDA SOCIAL y tu DIETA NO tienen por qué ser ENEMIGOS ÍNTIMOS.

Por tanto, está claro que no es tu labor cambiar la mentalidad de tu entornopero sí puedes DECIDIR si quieres hacer las cosas de otra manera o si quieres mantenerte en esa corriente que te lleva por donde no deseas. Y nunca olvides que sólo tú puedes elegir tu camino.  😉